Tu piel

La importancia de cuidarse

Durante los tratamientos médicos como quimioterapia, radioterapia, diálisis entre otros o enfermedades como diabetes, dermatitis o tienes piel sensible, tu piel, cabello, uñas y aspecto físico en general, pueden verse afectados, estos efectos secundarios no son relevantes a nivel clínico, pero sí influyen desde un punto de vista psicológico.

 

Sin embargo, los efectos secundarios aunque pueden mejorar con el tiempo, es posible que no desaparezcan, La mayoría de las veces, la prevención es la mejor manera de controlar los problemas en la piel.

Por eso en onCOSMETICS, creemos que en esta etapa es de vital importancia sentirse bien con uno mismo, cuidarse y mimarse. Para ello hemos creado una línea dermocosmética especializada en cubrir las necesidades de la piel en estos momento, Protegiéndola, hidratándola y favoreciendo su regeneración, ademas mejorando su aspecto desde un punto de vista estético con activos cosméticos de última generación.

  • Acerca de tu piel

    La piel es el órgano más grande del cuerpo, que cumple con múltiples funciones como barrera protectora que aísla al organismo del medio que lo rodea, protegiéndola y contribuyendo a mantener íntegras sus estructuras, al tiempo que actúa como sistema de comunicación con el entorno, está conectada al sistema nervioso y a todas las emociones, es un órgano sensorial, por lo que todos los sentimientos y el estado de salud se ven reflejados en ella.

    La piel se divide en 3 capas, la más superficial Epidermis, la capa intermedia Dermis y la más profunda Hipodermis o Tejido subcutáneo.

     

    1. Epidermis

    Es la capa externa o cutícula de la piel, su cara superficial está en contacto con el medio ambiente, su cara profunda se apoya sobre la dermis, su principal función fisiológica es la formación de la capa córnea, para lo cual la epidermis está en continuo proceso de renovación (proceso de queratinización). Es decir las células muertas se acumulan sobre la superficie de la piel formando una capa de queratina que debe eliminarse para mantener una buena  salud, luego se encuentra la capa de Malpighi donde se encuentran los Melanocitos, que serán las células que le darán pigmentación a la piel y protección contra los rayos ultravioleta solares; La melanina también es responsable por acumulación de la aparición de manchas, pecas, manchas del embarazo, manchas de la edad e incluso, con un crecimiento desmesurado, del melanona o cáncer de piel.

    La epidermis constituye la barrera externa que nos protege de las agresiones externas y mantiene el nivel adecuado de los líquidos internos, permitiendo, además, mediante su permeabilidad, que algunos de ellos puedan salir al exterior.

     

    Película Hidrolipidica

    Sobre la superficie de la piel se describe la presencia de un complejo físico-quí-mico de carácter funcional el manto ácido es apenas una fina capa de 0,03 milímetros de grosor que se encarga de mantener el pH adecuado para el correcto funcionamiento de los mecanismos de protección antimicrobiana y de la barrera hidrolipídica de la capa córnea de la piel, su  importancia radica en mantener el funcionamiento de la dermis y la epidermis, impedir la proliferación excesiva e inadecuada de microorganismos, así como proteger la piel de alergias, irritaciones, fotoenvejecimiento o manchas.

    En promedio, el pH de la piel saludable en el hombre es de 4,8 y de 5 en la mujer, cuando éste se ve desequilibrado queda sensible a la proliferación microbiana, a las dermatitis de carácter inespecífico y al picor. “nuestro organismo tiene una capacidad amplia pero limitada, para restaurar el manto ácido que se ve constantemente agredido por diversas acciones a las que se somete la piel.

     

    Las afecciones del manto ácido pueden ser producidas por factores como:

    1. Factores internos: El paso del tiempo los desequilibrios hormonales, enfermedades como diabetes, insuficiencia renal, los cuales disminuyen la síntesis de grasa y hacen que la capa córnea de la piel pierda su capacidad para retener agua.

    2. Factores externos: El sol la temperatura, el aire acondicionado, los productos químicos como Jabones alcalinos, productos con aditivos como perfumes, colorantes, siliconas, parafinas, alcoholes, preservantes tipo parabeno procesos como depilaciones y exfoliaciones, medicamentos utilizados en quimioterapia, diuréticos, antibióticos etc. además de procedimientos médicos, como la radioterapia y la diálisis, los cuales alteran la superficie y eliminan los elementos protectores de la epidermis dejándola desprotegida, reseca, áspera y sin elasticidad. “Cada uno de estos agentes hacen necesario el uso de productos que compensen estas pérdidas”.

     

    2. Dermis

    Está constituida por una red de colágeno que otorgan la firmeza y la resistencia además de fibras elásticas es la que da elasticidad a la piel, capilares sanguíneos que nutren la piel y participan en la regulación térmica, nervios, lóbulos grasos y la base de los folículos pilosos y de las glándulas sudoríparas.

     

    3. Hipodermis

    Es la capa más profunda, conocida también como tejido subcutáneo, que contiene numerosas células de grasa (adipocito) y está cubierta por una red de vasos sanguíneos, por lo tanto, es la capa adiposa del organismo. Está conectada con los órganos profundos. Protege la piel de agresiones, pero también actúa como reserva de energía. Representa la reserva energética más importante del organismo gracias al almacenamiento y a la liberación de ácidos grasos.

  • Quimioterapia y tu piel

    Tu piel sufre algunos cambios, aunque los efectos secundarios varían  en función del tipo de tratamiento, de forma general pueden aparecer Xerosis cutánea (sequedad y deshidratación), prurito (picazón) Hiperpigmentaciòn o manchas e irritaciones cutáneas, cambio en las uñas.

     

    1. Xerosis cutánea (sequedad y deshidratación)

    Es un efecto secundario frecuente con la aparición de dermatitis exfoliativa. La sequedad cutánea aparece en la mayoría de los pacientes tratados con quimioterapia, ya que estos fármacos inducen una proliferación celular cutánea incrementada (la velocidad de renovación de la piel se acelera) con lo que se produce una pérdida excesiva de fluidos intercelulares con la aparición de una piel seca, descamativa y agrietada.

    La piel de todo el cuerpo sufre una deshidratación muy fuerte debida a los efectos secundarios de la quimioterapia. A su vez, la sequedad deja la piel extremadamente sensible, y en este estado cualquier roce o producto (incluidos los jabones y geles inadecuados) pueden provocar enrojecimiento, alergias, descamación y heridas.

    La piel seca y con picazón (prurito) es muy frecuente en los tratamientos de quimioterapia, terapia dirigida, radioterapia y trasplante de células madre en estos casos, es muy útil el empleo de productos especializados como los productos de la LINEA ONCOSMETICS  y los CONSEJOS PARA EL CUIDADO DE TU PIEL

     

    2. Hiperpigmentación o manchas cutáneas

    La hiperpigmentación o aparición de manchas no se puede evitar, pero sí, que las manchas sean muy oscuras. Para ello, cada vez que te expongas a la radiación solar debes utilizar un filtro solar con pantalla total (aunque en apariencia esté nublado o no brille el sol).

    La aparición de zonas hiperpigmentadas o de distinta coloración es un fenómeno frecuente a veces, este efecto es localizado (sólo zonas de piel expuestas, mucosas, zonas de presión...).

    La hiperpigmentación puede deberse a la activación de la formación de melanina producida por algunos medicamentos usados en la quimioterapia, en cuyo caso el problema se agrava por la exposición solar. Siempre se han de usar protectores solares, ya que muchos de estos agentes inducen a una especial fotosensibilidad (reacción exagerada a la exposición solar). Asimismo, las áreas sometidas a tratamiento con radioterapia deben estar cuidadosamente protegidas del sol.

    En otros casos, la coloración es debida al depósito directo de los fármacos a nivel de piel, mucosas, anejos cutáneos... y en este caso, suele ser persistente, por eso le recomendamos la CREMA DE DÍA MULTIACCION ONCOSMETICS SPF 50 y los CONSEJOS PARA EL CUIDADO DE TU PIEL

     

    3. Cambios en las uñas.

    Los tratamientos del cáncer y otras enfermedades pueden hacer que las uñas se levanten, rompan o presenten manchas o estrías claras u oscuras. La cutícula que rodea las uñas también podría inflamarse y tornarse roja y dolorosa. por eso le recomendamos ACEITE INTENSO ONCOSMETICS y los CONSEJOS PARA EL CUIDADO DE TU PIEL

  • ▼  Radioterapia y tu piel

    Los cambios en la piel producidos por la radioterapia se limitan a la zona irradiada, también puede afectar a la zonas circundantes. El efecto en esta zona suele ser similar a lo que sería una quemadura solar.

     

    Cuando se usa radioterapia en las células cancerosas, también afecta las células sanas de la piel. Esto puede provocar que la piel se levante, pique o duela. El daño en la piel causado por la radioterapia a menudo comienza después de 1 o 2 semanas de tratamiento.

     

    La radioterapia, en la mayoría de los casos se aplica después de la quimioterapia y la piel ya se presenta más seca y sensible por eso puedes empezar a prevenir los efectos secundarios que se pueden producir en tu piel.

     

    La radioterapia puede producir efectos de Sequedad, Tirantez, Irritación, Picor, Enrojecimiento, y Oscurecimiento posterior de la piel. Algunos de estos síntomas, no se pueden evitar, pero si minimizar y favorecer la regeneración de la piel tratada con radioterapia. Para ello, te recomendamos que utilices los productos específicos LINEA ONCOSMETICS que son los más recomendados por radiólogos-oncólogos por su calidad y eficacia frente los efectos negativos de la radioterapia en la piel, La línea especifica de ONCOSMETICS  está documentada con estudios clínicos que garantizan su calidad y seguridad. por eso puedes consultar CONSEJOS PARA EL CUIDADO DE LA PIEL

  • ▼  Consejos para el cuidado de la piel

    En el cuidado  de la piel  con necesidades especiales como las sometidas a tratamientos médicos agresivos o ciertas enfermedades tiene en común efectos secundarios en la piel y a las uñas como los siguientes:

    ►Eritema (coloración rojiza)

    ►Picor (prurito)

    ►Sequedad

    ►Descamación

    ►Fotosensibilidad

    ►Uñas más oscuras y quebradizas

    ►Sensibilización ante productos de uso tópico que nunca antes te habían producido alergias. cremas, productos cosméticos, jabones, geles y colonias pueden ahora provocar nuevas alergias (debido a los diferentes compuestos como conservantes, colorantes, perfumes...).

     

    Por tal razón el cuidado en la higiene de la piel es muy importante ya que de ello depende la buena absorción de los productos que se aplicarán los cuales NO deben tener perfumes, colorantes, conservantes tipo parabenos, alcoholes, silicosnas ni  parafinas es decir , deben ser específicos como lo es la LINEA ONCOSMETICS que es formulada específicamente para este tipo de pieles.

     

    1. Limpieza de la piel

    a. Tome el baño diario con agua tibia, el agua caliente puede dañar la piel aún más.

    b. Utilice Jabones y champús específicos (con los mínimos detergentes posibles, que no incluyan nada  de espesantes químicos, deben ser a base de aceites y que tenga un pH neutro para lo cual el GEL DE DUCHA AL ACEITE ONCOSMETICS le proporciona dicha protección.

    c. Tener sumo cuidado en la ducha de no frotar la piel con cepillos o esponjas, y nunca exfoliarla ni utilizar productos exfoliantes.

    d. Tener especial cuidado al secarte para no rascar o frotar demasiado la piel.

     

    2. Hidratacion de la piel

    a. Use CREMA CORPORAL ONCOSMETICS en todo el cuerpo al menos dos veces al día luego de haberse duchado.

    b. Si esta en tratamiento use la CREMA CORPORAL ONCOSMETICS 3 veces al día o puede enriquecer la crema corporal con algunas gotas del ACEITE INTENSO ONCOSMETICS  que le ayudaran a regenerar al piel.

    c. Utilizar ropa holgada, si es posible de algodón o hilo, que son materiales poco agresivos para la piel y te ayudaran aliviar el picor y otros síntomas molestos.

     

    3. Proteccion de la piel

    Todos estos tratamientos o enfermedades hacen que la piel se vuelva mas sensible a la luz esto se denomina fotosensibilidad para proteger la piel sensible de las quemaduras del sol cuando esté al aire libre debe:

    a.  Cubrirse con ropa o un sombrero, especialmente de 10 a. m. a 4 p. m.

    b. Use a diario un protector solar de amplio espectro (que bloquee rayos UVA y UVB) y que tenga un factor de protección solar alto para lo cual te recomendamos utilizar la CREMA DE DIA ONCOSMETICS SPF 50, si nada o suda debe volver a aplicarlo.

     

    4. Regeneracion la piel

    Si alguna zona de la piel esta muy seca o agrietada, o es una zona de roce y alrededor de las uñas use ACEITE INTENSO ONCOSMETICS el cual regenerara la piel y las uñas más oscuras y quebradizas para ayudar a tratar los cambios que se presenten en las uñas:

    * Recórtese las uñas.

    * Evite manicuras y pedicuras.

    * Use guantes para las tareas tales como el trabajo de jardinería o la limpieza.

    * Use aceites o cremas para mantener la suavidad de la piel alrededor de las uñas.

    * Evite el uso de zapatos demasiado apretados.

    * El médico puede recomendar ademas que se enfríe las manos y los pies con hielo o que use guantes o pantuflas fríos mientras recibe el tratamiento.

     

    5. Nutrición la piel

    Utilice diariamente cremas nutritivas que tengan efecto reparador y regenerador especialmente en la noche ya que va a recuperar la piel y va a disminuir el envejecimiento prematuro para lo cual le recomendamos la CREMA NUTRITIVA ONCOSMETICS

     

    ¿Qué no usar durante estos tratamiento o enfermedades ?

     

    • Evitar baños calientes prolongados, que resecan más la piel.
    • Evite productos que irritan la piel. Esto incluye jabones, detergentes y cremas con perfume.
    • Evite los productos que raspan o pulen la piel, como esponjas, exfoliantes de baño o esponjas vegetales.
    • No usar cremas despigmentantes para tratar de eliminar las manchas.
    • No usar cremas con retinol, ácido glicólico, reafirmantes algas, anticelulíticos, drenantes... que puedan producir reacciones en la piel.
    • Evitar la administración directa de perfumes sobre la piel en las zonas operadas o radiadas, así como de desodorantes en la axila sometida a tratamiento radioterápico.
    • No use autobronceadores.
    • No utilizar ropa ajustada que provoque rozaduras.
    • No realizar masajes corporales durante los tratamientos médicos (a menos que se realicen bajo prescripción médica).
    • En ningún caso realizar drenajes linfáticos, salvo en el caso especial del linfedema.
    • No se pueden hacer limpiezas de cutis habituales.
    • Se debe evitar exponer la piel a cualquier tipo de roce: por el uso de collares, cadenas, aros elásticos, gomas de ropa interior, relojes, etc.

Oncosmetics.co

Inicio

Aviso Legal

Términos y Condiciones

Contacto